Astrología

miércoles, 13 de agosto de 2014

Visión budista de los aspectos entre Júpiter y Urano.

Conjunción
     La expansión y la revolución se mezclan. El entusiasmo de Júpiter crecen con la espontaneidad de Urano. Júpiter, Urano y Marte tienen efectos similares. Esos planetas estimulan la expresión de energía. La influencia de la conjunción de Urano con Júpiter difiere de la de Marte y Júpiter porque Júpiter es más excitable aquí. El individuo necesita ser cuidadoso para detectar señales de alguna posible falla o mala decisión, pues este aspecto se apresura a actuar sin prever consecuencias. La impulsividad siente una especie de orgullo placentero por sí misma. En situaciones positivas, este aspecto es un motivador excelente. Las situaciones negativas provocan una respuesta excesiva. Por lo general, esta conjunción estimula el optimismo.


Cuadratura
  La capacidad de expansión y el potencial revolucionario se tensan. El optimismo de Júpiter es fuerte con Urano en este aspecto, y contribuye a desarrollar una mentalidad temeraria. Es necesario que el individuo haga una pausa antes de iniciar cualquier acción. La parte más negativa de esta influencia puede llevarlo a explotar fácilmente. Persigue sus objetivos sin prever las consecuencias. La meditación y la conciencia del Yo son herramientas útiles para manejar el entusiasmo espontáneo.

   Los ambientes positivos motivan al individuo y a los demás de forma enérgica. El optimismo se complementa con la libertad que otorga Urano. Son adecuados los ejercicios mentales como contar hasta diez o tomar tres respiraciones profundas antes de emprender una nueva aventura. La persona necesita calmarse cuando siente excitación o presión. Para ello es recomendable practicar regularmente tai chi o yoga, porque armonizan las energías corporales y mentales.



Oposición
    La expansión y el espíritu revolucionario se hallan en polos contrarios. El péndulo se mece entre dos planetas similares. Amos giran entorno al optimismo enérgico. La influencia negativa del entorno conduce a acciones bruscas o impulsivas. La persona se excita demasiado por sus intereses personales. Es necesario que controle su energía y sus acciones. La conciencia del Yo y la capacidad de estar atento son cualidades que equilibran a ambos planetas. El tai chi y el yoga sirven al mismo fin.

Sextil y Trígono
   Júpiter y Urano están en completa y recíproca armonía. Los aspectos de trígono y sextil por lo general propician que los planetas trabajen bien en equipo. Si aparecieran efectos negativos, por fuerza serían consecuencia de alguna actitud inadecuada o torpe del individuo. El atributo positivo común a estos planetas es la alegría. El influjo negativo podría manifestarse como excitabilidad excesiva, que denota la falta de cuidado en el uso y distribución de la energía física y emocional.
  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡ATENCIÓN LEA ESTO ANTES DE PUBLICAR SU COMENTARIO!
Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.

Segundo Ruiz. Con la tecnología de Blogger.

© El Mundo de Segundo, AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena