Astrología

miércoles, 20 de febrero de 2013

El Signo Solar y el Amor, empezando por Aries.

    La Sinastría es la disciplina astrológica que se enfoca a las relaciones. Se que hoy en día, no es fácil para muchas personas relacionarse y por eso voy a escribir una serie de artículos sobre esta rama de la astrología. Para empezar en Sinastría tenemos que considerar el signo solar de las personas. El simple hecho de conocer el signo solar de alguien puede darnos mucha información sobre esa persona y su forma de funcionar en una relación. Cada signo emite unas señales sexuales características, y se comporta de una manera única cuando está enamorado o cae en la lujuria. Con un poco de ayuda zodiacal podeís aprender a entender la dinámica profunda de las necesidad de relación de vuestra pareja y cómo agradarle o darle apoyo. Cuando te das cuenta de que algunos signos simplemente tienen que coquetear, y que eso no significa nada especial, tus miedos respecto a ese tipo de conductas se disiparán. Por otra parte, el signo solar de tu pareja puede sugerir que tus sospechas de infidelidad están fundadas.

   Un signo solar también puede decirte si tienes una pareja para toda la vida o si vas a estar involucrado, en el mejor de los casos, en una serie de relaciones monógamas. Puedes descubrir si tu pareja está preparada para esforzarse por mejorar la relación o si prevalece una actitud de "la hierba es más verde en otra parte". El signo solar de tu pareja influye en su estilo sexual, objetivos, expectativas, fantasías sexuales y los actos que le excitan. Revela si tu pareja es apasionada o romántica, fiel o infiel, y si busca sexo o amistad.

    Cuando sabes lo que tu pareja realmente quiere, y cuando reconoces lo que ésta necesita para sentirse segura y cómoda, tu manera de experimentar las relaciones cambia completamente, ayudándote adaptarte y aprovechar el potencial de la relación.

    Hoy me voy a ocupar de Aries. Veamos la tendencia amorosa de las personas que son Aries.




Zonas erógenas:
Orejas, pelo y nuez de Adán.
Cosas que le excitan: Una mirada llameante, cualquier cosa de color rojo, la ropa interior muy sexy.
Afrodisíacos: Una única rosa roja, jengibre, tomates, cuero.
Fantasías: Romántico, rápido y furioso. Aries viene al rescate.
Para que funcione: Deja que Aries sea el jefe, aparenta indefensión.

   Impetuoso y agresivo, Aries es un amante apasionado y conquistador. Cuando cae en el desenfreno sexual, no muestra modales delicados. Una vez comprometido, suele ser fiel, pero como le falta paciencia para resolver los problemas tiene tendencia a las relaciones en serie.

   Aries tiene que estar al mando. No es una pareja que se conforme y se sienta feliz con una tranquila noche en el hogar. En casa, espera una seducción apasionada. A la gente Aries le encanta representar sus fantasías, y a menudo son tan impacientes que no esperan a llegar a la cama. Este signo no uede tolerar frustraciones ni retrasos.

   A tu amante Aries no le costará decirte "te quiero". Es una pareja que te llena de regalos, tiende a actuar en el momento y carece de sutileza necesaria para llevar adelante una relación a largo plazo. Pero para un signo con tanta confianza en sí mismo, tu pareja Aries necesita admiración y la seguridad de ser querido. Esto puede conducir a gran cantidad de coqueteo inicuo y a alguna aventura. Este signo orientado hacia el yo exige una atención total y, si no se la das, la buscará en otra parte. Por mucho que Aries pueda descarriarse, espera que tú te quedes esperando, mostrando una lealtad inalterable. Además, el hecho de andar descarriado no implica otros compañeros sexuales. Aries tiene muchas cosas de las que ocuparse y sentirse atado es anatema para este signo amante de la libertad. Tu pareja espera poder ver amigos y realizar actividades sin que tú estés a su lado.

   Para vivir felizmente con un o una Aries tienes que aceptar que este signo está orientado hacia sí mismo, y la mayor parte del tiempo será insensible a tus necesidades. Asi es la naturaleza de Aries, y no tiene remedio. Sï quieres mantener la armonía recuerda que Aries sabe lo que hay que hacer. La frase típica de Aries es: "Creo que comprobarás que tengo razón", ¡y ay de la pareja que discuta o recuerde a Aries las ocasiones que esto no fue asi! Se trata de una persona competitiva que detesta ser humillada. Cuando Aries sale derrotado, es mejor pretender que eso nunca ocurrió.

   Las discusiones surgen rapidamente con este signo tempestuoso, pero se terminan con la misma presteza. Si eres su pareja, Aries espera que olvides cualquier cosa dicha en el calor del momento. El nativo de este signo se resiente ocasionalmente, pero la adulación le hace volver.

   Bueno hasta aquí una pequeña pincelada de Aries en las relaciones, en próximos artículos dare un repaso al resto de los signos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡ATENCIÓN LEA ESTO ANTES DE PUBLICAR SU COMENTARIO!
Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.

Segundo Ruiz. Con la tecnología de Blogger.

© El Mundo de Segundo, AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena