Astrología

viernes, 14 de diciembre de 2012

La Tragedia del Madrid Arena.

  El 1 de noviembre de 2012 a las 3:33 de la madrugada (hora local) se produjo un taponamiento durante una fiesta de música electrónica en la que se celebraba un concierto de Halloween, con el resultado de cinco jóvenes fallecidas (dos en el recinto, la tercera al llegar al hospital, la cuarta, menor de edad, a los 3 días y la quinta casi un més después de estar en coma). En un principio, el vicealcalde de Madrid Miguel Ángel Villanueva señaló el lanzamiento de una bengala dentro del pabellón como posible causa, y negó que hubiera exceso de aforo. Finalmente esta hipótesis fue descartada ya que la bengala se encendió 20 minutos después de la avalancha mortal y la Policía acabó confirmando que había unas 23.000 personas en el recinto, cuando solo tenían licencia para 5.000. A pesar del incidente, la fiesta continuó hasta las 06:30 (hora local), ya que la policía decidió no intervenir para evitar escenas de pánico o protestas que hubiesen devenido en una tragedia mayor. Estas imágenes no son de muy buna calidad, pues están realizadas por los mismos jóvenes que se encontraban en la macrofiesta, pero sin duda pueden ilustrar el momento fatídico que vivieron.

El DJ Aoki, en la macrofiesta.

   Diversas fuentes entre los que se encuentran asistentes, jóvenes que trabajan como relaciones públicas de Madrid y el propio Dj que actuaba esa noche parecen indicar que el problema fue el posible exceso de aforo (aseguran que había 20.000 personas en un recinto de 10.000) y que muchos de los que entraron lo hicieron sin identificación y sin tener la edad mínima legal (de 18 años) para entrar. Este es uno de los aspectos principales que investiga la policía. Además alegan que no había ningun tipo de registro a la hora de entrar, por lo que la gente pudo entrar con bengalas, botellas de alcohol e incluso navajas. Es muy posible, según la investigación policial, que una masa de gente sin entrada se colara en el recinto incontroladamente, poco antes del comienzo de la actuación principal, motivando el exceso de personas en el pasillo de acceso.


 Algunos medios de comunicación se apresuraron en afirmar que la empresa promotora del concierto (Diviertt S.L.) no podía alquilar el recinto porque tenía deudas con la Seguridad Social,si bien el alquiler es un negocio expresamente excluido de los requisitos de la Ley de Contratos del Sector Público, por lo que este es otro de los asuntos que deberán resolver los tribunales.Por otra parte, algunos medios han afirmado que Madrid Arena nunca ha tenido licencia de apertura al no reunir los requisitos de seguridad. A este respecto tanto el Ayuntamiento como el Colegio de Arquitectos han indicado que la Ley del Suelo de la Comunidad de Madrid, en su artículo 151, permite a los Ayuntamientos no tener que pedirse licencia a sí mismos, sin que eso suponga que los edificios no cumplen la normativa.Por otra parte, el empresario de eventos y dueño de Diviertt Miguel Ángel Flores también ha abierto en varias ocasiones la discoteca «Adraba» (anteriormente conocida como «Alcalá 20») sin licencia.Finalmente, obtuvo licencia para la sala en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, que obligaron al Ayuntamiento, que le exigía importantes mejoras de seguridad, a concederle licencia y permitir la apertura.



    Todo fue un cúmulo de despropósitos tanto por parte de algunas empresas como por parte del Ayuntamiento. Un descontrol y un exceso que finalmente condujo a la tragedia. Veamos la carta astral del evento:

    Lo primero que destacaría es que el regente del Ascendente es Mercurio y por tanto, está claro que los jóvenes tienden a ser los protagonistas del hecho. Sin embargo, la mala posición de Mercurio Desterrado en Sagitario no señala nada bueno para ellos. La posición de Venus en Libra y en casa primera señala el carácter festivo del evento, pero Venus en domicilio está bien situado -cosa que no impidió la fiesta a pesar de la muerte de algunas personas, pues los jóvenes no se dieron cuenta de lo ocurrido-. Venus recibe una cuadratura de Plutón y una oposición de Urano, motivo por el cual la fiesta acabo en tragedia.

   Sin embargo, lo que llama la atención de la carta es que tenga a Júpiter Dominante en el Medio Cielo y muy mal situado y aspectado. Sin duda, es el exceso en todos los sentidos fue uno de los factores dominantes de la tragedia. Podemos observar como Mercurio y Júpiter se encuentran en recepción mútua. Sin duda, un exceso -Júpiter- de jóvenes -Mercurio-. La presencia de Mercurio en la casa III daría cuenta de lo sucedido a los jóvenes a través de los medios de comunicación. Por otro lado, Marte, planeta de las imprudencias dominando en el Fondo del Cielo, rigiendo la casa VIII vinculada con la muerte. También nos deja un mal presagio. 

   Estos factores en mi opinión son los más destacables. Aunque por supuesto, se podrían interpretar muchas más cosas. Solo me queda añadir que para lo que podría haber sido, pocas víctimas se produjeron. En este sentido la Parte de la Fortuna en la cúspide de la casa VIII ayudó aminorando la tragedia. En cualquier caso y aun siendo pocas víctimas, todo es lamentable y algunas personas del Ayuntamiento de Madrid deberían haber dimitido, si hubiesen tenido un poco de verguenza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡ATENCIÓN LEA ESTO ANTES DE PUBLICAR SU COMENTARIO!
Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.

Segundo Ruiz. Con la tecnología de Blogger.

© El Mundo de Segundo, AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena