Blog de Astrología, Numerología y Tarot

lunes, 14 de marzo de 2011

Urano en Leo

  Los planetas más lejanos en su tránsito por los signos del Zodíaco; Urano, Neptuno y Plutón. Al ser los más alejados de la Tierra, su movimiento aparente es extremadamente lento, de forma que el más rápido, Urano, tarda unos siete años en transitar solamente por un signo y 84 en dar la vuelta al Zodíaco. Neptuno tarda casi 14 en transitar cada signo y cerca de 166 años en dar la vuelta completa. Finalmente, el alejadísimo Plutón, de órbita irregular, puede llegar a tardar, en algunos casos, hasta casi 30 años en pasar por un solo signo y casi 247 en hacerlo por todo el Zodíaco. Debido a esta gran lentitud, el estudio de estos planetas no se puede abordar del mismo modo que hemos hecho con los anteriores, y que, en este caso, sus efectos se aprecian mucho más en el ámbito histórico o generacional que en el plano individual.

  Para ver mucho más claramente la influencia de estos planetas en el ámbito individual hay que estudiar su posición en las casas más que en los signos zodiacales, aunque al transitar por éstos marcan determinados periodos de la historia que tienen una características comunes.

  Solo en aquellas personas que tengan alguno de estos planetas ascendiendo o culminando, o formando una conjunción o en estrecho aspecto con el Sol, la Luna o el planeta regente de la carta, se podrán manifestar los efectos de estos tránsitos de modo individual y concreto y en algunas ocasiones en muy alto grado.

   Urano transitó por el signo de Leo entre 1955 y 1962. No es una buena posición, aquí Urano se encuentra exiliado. El ego, el brillo y la autoridad solar reciben el impacto transformador, disolvente o destructor de Urano, por ello no es casual que en este período un gran número de jefes de Estado fueran asesinados o sufrieran exilio, o que llegase al poder John F. Kennedy en Estados Unidos, representando el cambio y a una nueva generación. Se inicia la gran revolución delos años sesenta, especialmente en terreno artístico y sentimental, nace la música rock y el amor libre. Y es que en estas personas, por encima de todo, destaca un profundo deseo de ser diferentes a los demás, al tiempo que un ardiente anhelo de independencia; rebelión o revolución contra el poder constituido, representado por el gobierno del país y también por el padre. Estos nativos sienten la necesidad de romper con las tradiciones, ideales o valores que les han inculcado, que sienten como algo falso, anticuado o caduco y que desean sustituir por otros mucho más humanistas y auténticos. Son almas progresistas y ayudan a otros a liberarse y a romper con la autoridad. Van contracorriente y son terriblemente obstinados o radicales. Tienen ideas avanzadas respecto al amor y atracción por placeres nuevos o diferentes. Por eso puede atraer también una vida sentimental inestable o turbulenta. Si está afligido, estas personas pueden ser radicalmente individualistas y adoptar una conducta antisocial.

   Un ejemplo muy emblemático de Urano en Leo personalizado es Bill Gates. Esta tendencia se encarnó en su personalidad y se convirtió en un genio que hizo que cualquier persona pudiera practicar informática en su ordenador personal a través de su sistema operativo Windows. Rompiendo con la tradición anterior, en la cual solo podían manejar ordenadores los expertos. Esto también aumentó el poder personal de los individuos al disponer de medios que antes no podían utilizar. En su carta se puede apreciar a Urano en conjunción al Ascendente y Trígono a la Luna.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡ATENCIÓN LEA ESTO ANTES DE PUBLICAR SU COMENTARIO!
Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.

Segundo Ruiz. Con la tecnología de Blogger.

© El Mundo de Segundo, AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena