Blog de Astrología, Numerología y Tarot

martes, 11 de enero de 2011

Júpiter en Capricornio

  Voy a describir los rasgos de personalidad y destino que tiene una persona con Júpiter en Capricornio. No obstante, habrá que tener en cuenta que dichos rasgos se suavizarán o enfatizarán dependiendo de los Planetas Dominantes de la carta natal y del Armónico Dominante.

 Un Planeta Dominante indica una energía que impacta fuertemente en la vida terrenal de la persona, hay que tener en cuenta que un planeta es Dominante cuando está en conjunción con un ángulo, entonces dicha energía planetaria puede impactar fuertemente en nuestra vida a traves del Ascendente que representa nuestra adaptación del entorno, de nuestras relaciones reflejado en el Descendente, en nuestro destino o karma reflejado por el Medio Cielo o en nuestro entorno familiar o herencia relacionados con el Fondo del Cielo. Cuando no hay planetas angulares el planeta regente del Ascendente cumple dicha labor.

  El impacto del planeta Dominante se refleja en toda la personalidad, por ejemplo, si una persona tiene la Luna en Aries, pero la persona tiene como planeta dominante a Marte o a Urano por hallarse angulares, esto exacerbará la agresividad de la Luna, sin embargo, si tiene como planeta dominante a Venus, su experiencia la vida terrenal contribuirá a aplacar la agresividad de la Luna en Aries. La persona en éste último caso notará que sus circunstancias terrenales aplacan su agresividad.

  El Armónico Dominante muestra cual es la vibración energética que subyace en un momento dado. Esta vibración influye en la persona aunque ella no sea consciente. Es una tendencia vibracional general del entorno cósmico para un momento dado y como tal se impone a la influencia particular de cada energía planetaria incluso se impone a la tendencia del Planeta Dominante. Por poner un ejemplo, si una persona tiene la Luna en Aries y en su carta natal predomina el armónico 1, que tiene que ver con la afirmación de la persona, esta tendencia acrecentará la agresividad de la Luna en Aries, sin embargo si la persona tiene un armónico dominante 6 por poner un ejemplo, esto suavizará un poco la manifestación agresiva de dicha Luna. No obstante, esto no sucederá debido a la experiencia terrenal de la persona, como vimos en el caso del Planeta Dominante, sucederá debido a una influencia general energética del cielo y a la dinámica de los planetas entre sí.

  Si existe contradicción entre la tendencia de un planeta por signo y el Planeta Dominante o el Armónico Dominante. La persona puede sentir que el destino lucha contra ella. Cuando existe concordancia la persona puede sentir que el destino le ayuda a realizar sus aspiraciones.

   En este signo, Júpiter se encuentra en caída, y no puede irradiar sus mejores influjos. A menudo, estos nativos se ven obligados a desarrollar una agotadora lucha para afirmarse en la vida y cuando al fin logran llegar a la cima tienen mucho peligro de caer. Siempre abordan sus objetivos con prudencia y cautela, tienen una mentalidad escéptica y sus ideales son de carácter práctico. Sus objetivos  y ambiciones giran en torno a cosas de este mundo: poder, riqueza, éxito profesional o elevación social. Son serios, reflexivos y responsables, con gran sentido del deber, pero en su interior, también anida una gran pasión por el poder, como vemos en Federico el Grande, Hitler, Hiro-Hito, Margaret Thatcher, Richard Nixon o Saddam Hussein. Lo que les falta de genio o talento lo suplen con una gran voluntad, tenacidad y capacidad de trabajo, llegando incluso a superar a otros más inteligentes. Su ascenso o crecimiento suele ser lento, y sus ganancias graduales. Pero aunque logren conseguir grandes cosas, a menudo no suelen disfrutar de ellas, sino que siguen viviendo una vida austera y se preocupan sobre todo por conservar lo que tienen. Se trata en general de naturalezas frías, rígidas y austeras, que centran su vida en el trabajo y las responsabilidades y perseveran en pos de objetivos a largo plazo. Se preocupan por las apariencias, por su dignidad y respetabilidad, y a menudo sus ambiciones mundanas los llevan a descuidar a su familia y la vida en el hogar. Afligido, puede dar un carácter avaro, una imagen digna e importante que oculta grandes frustraciones emocionales y soledad. Otros ejemplos de personajes serían; Sixto V, Simón Bolívar, Carlos Marx, Beethoven, Charlie Chaplin, Clark Gable, Gary Cooper, Burt Lancaster, Paul Newman, Jack Nicholson y Richard Gere.

Simón Bolívar, ejemplo de Júpiter en Capricornio.

1 comentario:

  1. Es muy cierto, es una lástima que me haya tocado Júpiter en caída siendo de piscis...

    ResponderEliminar

Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.

Segundo Ruiz. Con la tecnología de Blogger.

© El Mundo de Segundo, AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena